Por qué deberíamos disparar en analógico de vez en cuando

20/07/2020 Carlos PermuyCarlos Permuy 165
  • Por qué deberíamos disparar en analógico de vez en cuando
  • Por qué deberíamos disparar en analógico de vez en cuando

Vivimos en la época de la inmediatez. Todo lo queremos lo antes posible. Vamos a tomar fotos sin pensar y volvemos con 400 o 500 fotos en la cámara y empezamos a procesarlas nada más llegar a casa y queremos que sean todas "buenas" y subirlas a instagram, facebook o cualquier red social lo antes posible y, al final, lo que conseguimos es "comida basura" para nuestra creatividad ya que la falta de reflexión sumado al disparar como si tuviéramos una ametralladora en lugar de una cámara hace que un 99% de las fotos que subimos sean "del montón" o estén ya muy vistas porque las han hecho cientos o miles de personas antes que nosotros.

Ante todo, mucha calma

Por eso, de vez en cuando, es bueno desempolvar tu vieja cámara de fotos analógica y usar un solo carrete de 36 exposiciones (fotos, para los 100% digitales) durante una semana. Con ello conseguiremos varias cosas. La primera, no nos invadirá el ansia por disparar a todo lo que se mueve. Reflexionaremos más y cuando veamos una foto nos lo pensaremos dos veces antes de disparar porque tendremos muy pocos disparos y pensaremos "¿vale la pena gastar un disparo en esta foto? ¿es realmente la foto que quiero tomar? ¿es una buena foto?". Eso nos hará bajar el ritmo y pasaremos de tener "comida basura" fotográfica a tener "comida casera". Por si eso fuera poco, no podremos cambiar el ISO y nos las tendremos que apañar con velocidad y apertura con lo que mejoraremos nuestra técnica fotográfica. 

La magia de la fotografía analógica

Además, como hasta al cabo de un tiempo no tendremos las fotos, ese factor de excitación a la hora de seleccionarlas y procesarlas tampoco existará y nos ayudará a seleccionarlas mejor. Si a eso le añadimos la "magia" de no saber lo que saldrá, algo que actualmente se ha perdido puesto que tenemos el visor de nuestra cámara digital que nos permite verlas al instante, añadiremos un plus de sorpresa que es altamente gratificante.

¡Ojo! no estoy diciendo que dejéis de lado la cámara digital, yo mismo es la que más uso y va a seguir siendo así. Sólo que es bueno bajar el ritmo de vez en cuando, disparar menos y seleccionar mejor y para eso la fotografía analógica es un perfecto gimnasio mental para nuestra creatividad.

Además, tienen un "look" que es imposible de replicar en digital. 

Por ejemplo, estas fotos que os pongo aquí las tomé en Londres las pasadas Navidades, y hasta un mes más tarde no tuve el carrete revelado.

Fotos tomadas con una Nikon F3 del año 1980 y un objetivo Nikkor (Nikon) 50mm f1.4 de 1974. La película usada es Kodak Portra 400.

Etiquetas

Artículos relacionados

Aprender fotografía de fuentes incorrectas

02/06/2021 Carlos PermuyCarlos Permuy

Siempre he sido un defensor de la formación de calidad. Está muy bien ser autodidacta pero el problema de serlo es que no se tiene un aprendizaje estr...

Leer más
Aprender fotografía de fuentes incorrectas

Cómo empezar un proyecto fotográfico

19/04/2021 Carlos PermuyCarlos Permuy

Posiblemente hayas entrado en el mundo de la fotografía comprando una cámara digital y haciendo fotos con tus amigos, por tu ciudad, por el campo (fot...

Leer más
Cómo empezar un proyecto fotográfico